CNTE pide mejorar condiciones para regresar a clases presenciales



Ciudad de México. Profesores y dirigentes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) insistieron que para un regreso seguro a clases presenciales se deben atender carencias, incluso estructurales, en servicios y equipamiento escolar, así como garantizar el acceso a insumos básicos para mantener la desinfección de los centros escolares.

Al presentar los resultados de la Encuesta Nacional sobre el Regreso a Clases Presenciales, en la que participaron 18 mil 63 profesores y directivos, de los cuales 74.5 por ciento fueron maestros frente a grupo, señalaron que 4 de cada diez escuelas no tienen acceso a agua potable; 30 por ciento carece de drenaje y sólo la mitad de los planteles cuenta con patios techados.

De acuerdo con la encuesta, en la que se detectó que 7 de cada 10 trabajadores de la educación forman parte de la población de riesgo por contagio de la Covid-19, 55.8 por ciento indicó que en sus escuelas el sistema eléctrico es regular o malo, mientras que en 61.3 por ciento de los centros escolares el mobiliario escolar está en malas condiciones.

En cuanto a las condiciones de salud de los trabajadores de la educación, 32.4 por ciento de los encuestados consideró que está en riesgo por padecer alguna enfermedad crónica que eleva el riesgo de padecer Covid grave. A ellos se suma que el 69.4 por ciento de los educadores consultados señaló que existo un riesgo elevado de contagio en el traslado hacia su escuela.

Dirigentes del magisterio en Javier Saavedra, Chiapas, Gamaliel Guzmán; Michoacán, Pedro Hernández, Ciudad de México, y Minerva Ruiz, de Oaxaca, entre otros, subrayaron que el regreso a clases presenciales demanda de condiciones de seguridad, pero también de acceso a agua potable, electricidad, internet y computadoras.

A ello se suma, su exigencia de que las vacunas se apliquen a todos los sectores de la comunidad escolar, pues los niños aún no pueden acceder a ellas, al igual que sus padres y familiares, lo que implican, afirmaron, “un enorme riesgo sanitario, porque no queremos que se nos acuse de que las escuelas activaron nuevamente la pandemia”.

Lev Velázquez, de la sección 18 de Michoacán, destacó que la encuesta “no tiene como objetivo decir un sí o no tajante al regreso a clases presenciales, lo que mostramos son una serie de carencias que se tienen que resolver antes de que se tomen decisiones precipitadas”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *